sábado, 3 de diciembre de 2011

Ellen Swallow Richards.

Pionera en el estudio de las ciencias ambientales y primera mujer admitida en el Instituto de Tecnología de Massachusetts, dedicó grandes esfuerzos vitales para que las mujeres se vieran reconocidas en el mundo de la ciencia y fueran admitidas en las sociedades científicas.

Ellen Henrietta Swallow Richards nació el 3 de diciembre de 1842 en Dunstable, Massachusetts. Es conocida como fundadora de la ciencia de la "economía doméstica", un área en la que se combinan los conocimientos de cocina, nutrición, abastecimiento de agua, higiene y salud.

Comenzó su educación en casa, donde ayudaba a su familia con el trabajo de la granja, y a los 17 años inició estudios reglados en la Westford Academy.

Nueve años más tarde entró en el Vassar College de Nueva York, y después en el Massachusetts Institute of Technology (MIT) de Cambridge. Fue la primera mujer admitida en el MIT, si bien su admisión fue realizada como estudiante especial sin pago de tasas, es decir de manera semioficial, tras ser rechazada su petición formal de matricula para estudiar química. Tras finalizar sus estudios, no le permitieron obtener su doctorado, porque los profesores del MIT no aceptaron que un doctorado en Química fuera una mujer

En 1875, Ellen se casó con Robert Richards, que era el jefe del Departamento de Ingeniería de Minas en el MIT. Trabajó junto con su marido en el análisis de la química del mineral y fue la primera mujer elegida para ser miembro del American Institute of Mining and Metallurgical Engineers. Su ámbito profesional se centró en el medio ambiente: análisis del aire, del agua y de la tierra.

Swallow, pidió ayuda a la Asociación para la Educación de las Mujeres de Bostón para abrir un laboratorio en el MIT, en el que las mujeres recibieran clases de química. Este laboratorio se inauguró en 1876 financiado por la asociación de Boston, y allí trabajó como directora asistente con el profesor John Ordway.

Desde 1876 se convirtió en la jefa de la sección de ciencia del Society tono Encourage Studies at Home, sociedad que formaba a las amas de casa y a las familias en diversas materias, tales como: economía del hogar, nutrición, etc. Fue cofundadora de la American Association of University Women (AAUW), en la que continuó trabajando en favor de la formación de mujeres



En 1884 empezó a trabajar con William Nichols en un nuevo laboratorio de química sanitaria creado en el MIT. Desde su puesto de profesora asistente introdujo la enseñanza de la biología en el MIT y contribuyó a la fundación del Instituto Oceanográfico de Woods Hole, investigó sobre la contaminación del agua y diseñó sistemas seguros para el aprovisionamiento. También formó parte del comité de la Naples Table Association for Promoting Laboratory Research by Women, asociación que concedía un premio anual para mujeres consistente en la financiación de un año de investigación en laboratorios de biología como la Estación Zoológica de Nápoles o el de Woods Hole. Tras su muerte, el premio pasó a llevar el nombre de Ellen Richards.

A partir de 1890, orientó su carrera hacia la mejora de la nutrición en las clases trabajadoras: participó en la creación de restaurantes económicos donde se proporcionaban alimentos nutritivos y se ofrecía instrucción sobre su preparación, asesoró a hospitales y escuelas sobre las dietas, y abogó por la introducción de cursos de economía doméstica en los centros públicos.

En 1899 diseñó las características de la enseñanza y certificación que debería tener esta nueva ciencia, dando pie a la formación de la American Home Economics Association, de la que fue primera presidenta, y la fundación del Journal of Home Economics. Desde 1910 formó parte del consejo de la National Education Association, encargándose de la supervisión de la enseñanza de economía doméstica en los centros públicos. El mismo año recibió un Ph. D. honorario otorgado por el Smith College.

Ellen Swallow Richards pondría los cimientos de una perspectiva que goza en el momento presente de un gran atractivo, publicando numerosos trabajos sobre pureza del agua, costos, higiene y química de la alimentación. Pensaba que del bienestar del hogar dependía el bienestar de la comunidad y que la ciencia debe preocuparse de esa unidad de la comunidad que es el hogar (Clarke, 1973)


La vida de esta mujer coincidió con el desarrollo industrial indiscriminado, lo que junto con sus grandes cualidades, le permitió observar los costos ocultos de este proceso -pérdida de calidad del agua, contaminación de los ríos, los aditivos contaminantes de los alimentos, etc… Definía la Ecología Humana como:

«El estudio de los entornos de los seres humanos y los efectos que producen en sus vidas.... Los rasgos del ambiente son naturales como el clima, y también artificiales, producidos por la actividad humana tales como el ruido, la suciedad, los vapores venenosos, el agua sucia, el aire viciado y el alimento sucio».

De la ecología humana de Richards procede la idea de que los seres humanos pueden, a través de la educación, comprender sus interacciones con el ambiente y, también, pueden controlar su consumo (y producción) para beneficio del ambiente en su totalidad (control de los recursos familiares).

Después de su muerte el 30 de marzo de 1911, se fundó en 1916 la Sociedad Ecológica de América y en 1917 la revista Ecology. Es de interés destacar el hecho de que la asociación reunía a investigadores de diferentes disciplinas. En 1920 Moore proponía que la Ecología Humana debería ocupar un espacio importante de la ecología, y así fue, como se demuestra por los trabajos desarrollados por Burgess (1925) y Park (1925) de la Escuela de Chicago y más recientemente, Hannan y Freeman (1984) y Hawley (1986).


Escribió:   “The chemistry of cooking and cleaning: a manual for housekeepers” (1882),  Food Materials and Their Adulterations (1885) y un clásico en la ingeniería sanitaria,  Air, Water, and Food from a Sanitary Standpoint (1900).




Fuentes: Isabel Delgado, biografias; Wikipedia; UAEM Facultad de psicologia.