miércoles, 21 de noviembre de 2012

George Eliot. Desafiando las normas

George Eliot es el seudónimo que empleó la escritora británica Mary Anne Evans. Traductora, poeta, pensadora y narradora, fue una mujer de vigorosa personalidad intelectual y una gran creadora de caracteres a quien la sociedad victoriana de la época condenó al ostracismo por su romance con el periodista G.H. Lewes por ser un hombre casado. Sus novelas, de gran estilo realista, reflejan con pesimismo la vida provinciana británica y en general la complejidad de la vida británica de su época. Recrean conflictos morales, en los que ella aboga por la autenticidad, que le otorgaron un puesto relevante en la literatura del siglo XIX. Su fama fue internacional y su obra influyó en gran medida en el desarrollo del naturalismo francés.




Mary Ann Evans nació en Arbury Farm, Warwickshire, el 22 de noviembre de 1819 siendo  la tercera de las hijas de Robert Evans, administrador de fincas, y de Christina Pearson. En 1820 la familia se traslada a Griff House, situada en el mismo condado y cuatro años mas tarde es enviada a un internado junto a su hermana Christina en Attleborough. En 1828 ambas hermanas son enviadas a un colegio mayor situado en Nuneaton, cuya principal institutriz es Miss Lewis. De alli pasa a un  colegio dirigido por baptistas, para finalmente ser enviada a la casa familiar para cuidar de su madre enferma que fallece en 1836. Tras la boda de su hermana Mary Ann tiene que hacerse cargo de la casa paterna.

Al tiempo que se dedica a las labores caseras y a las actividades sociales, estudia italiano, alemán, griego y latín, con la ayuda de profesores particulares. Aunque criada en la religión evangélica y sus normas morales, muy pronto la abandona y elige un racionalismo intelectual, resultado de su afición a Spinoza o Feuerbach. Y así, mientras leía libros de teología, comenzó a cuestionar algunas de las  ideas evangélicas, como la relativa a que las mujeres han sido el sexo sensible y emocional, y que por ser basicamente "maternas", nunca podrían ponerse a ellas mismas en primer lugar. Cuando Mary Ann y su padre se trasladan a la ciudad de Coventry en 1841, comenzó a conversar con los radicales religiosos e inconformistas. Ella también comenzó a leer libros sobre astronomía y la geología. Entonces comienzan las disputas religiosas con su padre  que hacen que ella se traslade a vivir con su hermano a Griff House, hasta que tras una reconciliación con su padre regresa a Coventry.

Su primer trabajo literario, que le ocupó de 1844 a 1846, fue la traducción de Vida de Jesús del teólogo alemán David Strauss.

En 1851, tras la muerte de su padre, viajó durante dos años por Europa y a su regreso escribió reseñas de libros para la revista Westminster Review. Más tarde fue subdirectora de la revista, trabajo que la puso en contacto con las principales figuras literarias de la época, como Harriet Martineau, John Stuart Mill, James Froude, Herbert Spencer y George Lewes

Conocer a Lewes, filósofo, científico y crítico, fue uno de los acontecimientos más importantes de su vida. Se enamoraron y decidieron vivir juntos a pesar de que Lewes estaba casado y no podía divorciarse. Sin embargo, Eliot consideró su larga y feliz relación con Lewes como un matrimonio. Continuó escribiendo reseñas y artículos para revistas, así como traducciones del alemán



En 1856, alentada por Lewes, empezó a escribir novelas. A su primer relato, Amos Barton, publicado en Blackwood's Magazine en enero de 1857, siguieron otros dos en el mismo año, que aparecieron después reunidos en un libro con el título de Escenas de la vida clerical (1858). Lo firmó con el seudónimo de George Eliot y mantuvo en secreto su identidad durante muchos años. Mary Ann usó el seudónimo de George Eliot al escribir sus novelas en una época en que las novelistas femeninas se consideraban sólo como autores románticos.

Entre sus obras más famosas se encuentran Adam Bede (1859), El molino junto al Floss (1860) y Silas Marner (1861). Son novelas que tratan de la región de Warwickshire y en gran parte están basadas en su propia vida. Sus viajes por Italia inspiraron su novela siguiente, Romola (1863), una novela histórica sobre el predicador y reformador Girolamo Savonarola y la Florencia del siglo XV. Comenzada en 1861, apareció por entregas en The Cornhill Magazine antes de publicarse en 1863. Después de terminar Romola, escribió dos destacadas novelas, Felix Holt, el Radical (1866), sobre la política inglesa, y Middlemarch (1872), que trata de la vida y responsabilidades morales de la clase media inglesa en una ciudad de provincias. Daniel Deronda (1876) es una novela en la que ataca el antisemitismo y simpatiza con el nacionalismo judío; Las impresiones de Theophrastus Such (1879) es un libro de ensayos.

Su poesía, considerada muy inferior a su prosa, incluye La gitana española (1868), un drama en verso inspirado en su visita a España en 1867; Agatha (1869) y La leyenda de Jubal y otros poemas (1874). Eliot fue admirada por contemporáneos como Emily Dickinson y escritores posteriores como Virginia Woolf. Escribió sus obras más importantes animada y protegida por Lewes, que le impidió ver las críticas desfavorables a sus libros.

Después de su muerte en 1878 ella se retiró y dejó de escribir. En mayo de 1880 se casó con John Cross, un banquero estadounidense que había sido amigo suyo y de Lewes durante mucho tiempo y que tras la muerte de la escritora, publicó su correspondencia y sus diarios íntimos. Se le ha considerado pionera de la literatura moderna y fue admirada por personalidades de la talla de Marcel Proust.


George Eliot, Nuneaton, UK

George Eliot falleció el 22 de diciembre de 1880 en Chelsea, Londres, siendo enterrada junto a Lewes.




Fuentes: Wikipedia; buscabiografias.com; www.epdlp.com



































No hay comentarios: